16th noviembre 2016

6 bares alternativos escondidos de Barcelona

Si viajas a la ciudad Condal y te gusta descubrir lugares bohemios y diferentes en donde poder tomarte una cerveza o una copa en alguno de los barrios de moda de la ciudad, no te pierdas esta colección de bares alternativos escondidos de Barcelona en tu visita:

1. EL BAR MARIATCHI

Bar-el-mariachi

Foto: Littlemad, Carrer dels Còdols, 14, 08002 Barcelona

Escondido en el barrio gótico, el bar el Mariatchi es una pequeña república independiente de la Barcelona más auténtica y alternativa que no admite tarjetas. De espacio reducido, lo mejor del lugar es su animado ambiente y sus precios económicos en donde es imprescindible que pruebes sus vermuts caseros, también venden embotellados para llevar, y sus chupitos de hidromiel. El Mariachi es punto de encuentro de músicos y artistas de la escena mestiza de la ciudad Condal, no siendo raro que alguna guitarra se arranque con alguna rumba dando paso a un concierto improvisado. De hecho tomarse aquí una cerveza tiene premio, pues el bar Mariatchi también se conoce popularmente como “el bar de Manu Chao”, ya que es uno de los lugares fetiche del artista en donde se han perdido y encontrado muchas de sus canciones. Si eres afortunado, puede ser que la persona con la que compartas barra, sea el propio Manu Chao.

2. RABIPELAO RAWALISTAN

el-rabipelao-rawalistan

Carrer de la Mercè, 26, 08002 Barcelona

Quien vive en Barcelona es ciudadano del mundo. Esta ciudad cosmopolita ofrece gran diversidad de alternativas para que conozcas otras culturas o te sientas como en casa. Si te gusta la “buena rumba” al más puro estilo venezolano no puedes perderte el Rabipelao. Nada más entrar su positiva música de ritmos latinos te va llevando a esas latitudes en lo que promete ser un viaje sin retorno donde te auguramos que no te dejarás el bolsillo. El Rabipelao tiene mucho estilo y personalidad, con una decoración vistosa y extravagante, admite mascotas y ofrece una amplia variedad de comida tradicional venezolana en la que la “arepa de pabellón” es todo un hit. Ya sea solo o acompañado no podrás irte sin probar uno de sus increíbles cócteles tropicales o su excelente variedad de rones de Venezuela.

 

3. CAN PAIXANO (LA XAMPANYERIA)

can-paixano-barcelona

Carrer de la Reina Cristina, 7, 08003 Barcelona

Uno de los imprescindibles en una tradición que no pasa de moda desde 1969 cuando se habla de tapas en Barna es el Can Paixano. En la Xampanyeria no busques mesas porque no las hay, ni tampoco tu cota de espacio en forma de metro cuadrado. Se come de pie y lo harás rodeado de gente y de buen ambiente junto a la barra. Aquí la bebida estrella es el cava rosado de producción propia que se vende por vasos y por botellas. Prepárate a mancharte las manos y usar servilletas de papel, porque en Can Paixano los bocadillos de jamón, sobrasada o lomo con queso y sus tapas de fuet o salchicha harán que te chupes los dedos. Como peculiaridad destacar que aunque parezca que nadie lleva la cuenta de lo que consumes, los camareros lo hacen a la vieja usanza y no se les pasa una. Más te vale ir temprano ya que la Xampanyeria cierra cada día a las 22:30.

4. NEVERMIND SKATE BAR

nevermind-bar

Foto: Hosioner, Carrer d’Escudellers Blancs, 3, 08002 Barcelona

 

El Nevermind es uno de esos “antros” locales de la Barcelona más alternativa y underground. Algo así como una segunda meca para skaters tras el Macba. Con música rock y grunge de los años 90, el Nevermind es un bar con graffitis, pegatinas, sofás, un futbolín y hasta una máquina recreativa. Ideal para tomarse unas cervezas acompañados de un buen bol de palomitas con amigos. Además, al fondo del bar hay un auténtico bowl o pista de skate en donde puedes ir a patinar para ensayar tus figuras o aprenderlas de los más grandes. Todo ello lo convierte en una especie de lugar de culto para los amantes del monopatín y de la cultura urbana. Los precios son asequibles y bastante populares, especialmente si vas durante la “happy hour” (hora feliz).

5. FABRICA DE MORITZ

moritz-barcelona

Foto: Moritz, Ronda de Sant Antoni, 39 – 41, 08011 Barcelona

Si te gustan las cervezas locales o craft beers en Barcelona hay una que tiene nombre propio: la Moritz. Nacida en 1865, antiguamente su fábrica se encontraba insertada en el corazón de la ciudad en la ronda de Sant Antoni, y aunque la gran producción se ha trasladado a las afueras, se ha recuperado el espacio. Así se ha creado la Fábrica Moritz, una microcervecería con un concepto moderno y fresco en donde podrás degustar birras artesanales como las de antes hechas allí. Además también podrás llevártela a casa embotellada en garrafas de litro. Por supuesto no falta una cuidada carta de tapas y platos para acompañar a la cerveza. La Fábrica Moritz es un lugar actual muy recomendado y en pleno centro para saborear la Barcelona de siempre.

6. BETTY FORD’S

Betty Fords

Foto: Suitcasemag, Carrer de Joaquín Costa, 56, 08001 Barcelona

 

De estilo vintage y con una decoración muy particular, el Betty Ford’s es un bar situado en el barrio del Raval con una clientela que entremezcla a hipsters y bohemios tanto locales y extranjeros a partes iguales. Temas de música rock e indie junto con algunos clásicos antiguos son la banda sonora que cada día suena en el Betty y que podrás escuchar allí mientras pruebas alguna de sus célebres hamburguesas de todo tipo, como la por ejemplo la famosa Seitán (hamburguesa vegetariana). Además en el Betty Ford’s hay también un proyector con alguna buena película de fondo que te roba la atención entre trago y trago. Cócteles, vinos y algunas cervezas artesanales prometen a todo el que va con casi total garantía una noche divertida.

Buscar vuelo

Alberto Menéndez Sánchez

Alberto Menéndez Sánchez

Alberto Menéndez se convirtió en reportero y travel blogger después de salir de su zona de confort. A sus espaldas miles de kilómetros e imágenes captadas como mochilero en experiencias por todo el mundo contadas en Mochileros TV

Leave a Comment